FORGOT YOUR DETAILS?

Cómo gestionar el estrés

by / Lunes, 20 Abril 2015 / Published in Coaching

Cualquier persona puede aprender a rebajar el grado de estrés que sufre en su día a día a través de un proceso de cinco pasos. Así lo asegura el centro médico estadounidense Clínica Mayo.
El estrés es la tensión provocada por situaciones agobiantes que originan reacciones psicosomáticas o trastornos psicológicos a veces graves. Así lo dice la Real Academia de la Lengua (RAE). A veces está bien volver al diccionario para recordar los conceptos básicos. Se atribuyen tantas cosas al estrés en el entorno laboral y personal que conviene no olvidar el significado de esta palabra y no cargarle de culpas en exceso.
En cualquier caso gestionar el estrés es una habilidad esencial para cualquier persona. Para conseguirlo, es necesario aprender a identificar los problemas e implementar las soluciones. Esta es la opinión de la Clínica Mayo, centro médico de reconocido prestigio situado en Rochester (Minnesota, Estados Unidos) que ganó popularidad en España a finales de 2013 después de que uno de sus cirujanos, Miguel Cabanela, operara al entonces rey Juan Carlos.
Esta son las cinco claves que el centro médico recomienda para la gestión del estrés.
1.-Identificar los gatillos que disparan el estrés :   ¿Cuándo o bajo qué circunstancias experimentas la mayor presión? Muchas situaciones son fáciles de identificar, como las presiones del trabajo, los problemas en las relaciones personales o las dificultades financieras. Pero actividades simples diarias, como el transporte al trabajo o lograr una canguro que cuide de tu hijo también puede elevar el estrés, igual que otros sucesos positivos (el matrimonio, un trabajo nuevo o una mudanza).
2.-Pensar en estrategias para lidiar con esos gatillos:  Saber qué aspecto de cada situación que crea estrés puedes controlar y cuál no es siempre un buen punto de partida.
3.-Pedir ayuda y apoyo a la familia y los amigos:  No siempre tienes que hacerlo tu todo solo. Pregunta a los tuyos qué técnicas para la reducción del estrés conocen y cuáles les han funcionado bien.
4.-Practicar técnicas de reducción del estrés: Respiración profunda, masaje, yoga o taichi. Estar en contacto con la naturaleza también ayuda.
5.-Mantener un estilo de vida saludable: Si es posible, practicar deporte. Segrega endorfinas y mejora el sentido del humor.
Los expertos de la Clínica Mayo reconocen que el estrés no desaparecerá fácilmente y que la gestión del mismo no es un remedio que funcione de la noche a la mañana. Pero con la práctica y la incorporación de la resistencia en el estilo de vida de cada uno, es posible aprender a manejar los niveles de estrés y a “incrementar la habilidad para lidiar con los desafíos de la vida”.

Fuente: Diario El Mundo.es

Agregue un comentario

TOP