FORGOT YOUR DETAILS?

Delegar, ¿sabemos cómo hacerlo?

by / Martes, 14 Marzo 2017 / Published in Coaching

Cuando a los jefes se les preguntan si ellos delegan, la mayoría responde –si por supuesto- sin embargo cuando se hace un simple ejercicio sobre estilos de liderazgo se descubre que son pocos los que realmente delegan. Para justificarlo refieren que delegan diciéndole a su gente lo que tienen que hacer. Confunden encargar tareas con delegar las responsabilidades por el resultado de éstas.
Los jefes que tienen que decidir todo o encargarse de que su gente esté ocupada, viven confundidos, creer que su responsabilidad es asignar tareas y controlar.
Los que preparan a su gente para delegarles la responsabilidad por los resultados son más exitosos, porque tienen gente contenta con la responsabilidad recibida y satisfechos porque sus ideas y soluciones son reconocidas.
Para delegar, primero hay que guiar al colaborador, diciéndole cómo se hace la tarea, cuáles son las consecuencias y los resultados. Cuando se tiene seguridad de que sabe hacer la tarea y entiende el por qué y para qué, debemos aplicar un estilo participativo que lo haga ganar confianza y seguridad para que pueda hacerlo sin supervisión cercana, entonces recién debemos comenzar con la delegación, es decir, le entregamos la responsabilidad por los resultados y lo dejamos solo para que ejecute de manera independiente sin que tengamos que supervisarlo.
Cuando delegamos no perdemos la responsabilidad, seguimos siendo responsables. Si hubiera algún error lo asumimos. El colaborador no tiene la culpa, es probable que le dimos una responsabilidad cuando todavía no estaba preparado.

Fuente: Ernesto Nuñez del Prado-Aptitus Diario El Comercio

Agregue un comentario

TOP